Veinte legisladores y funcionarios del Ejecutivo que hasta este domingo encabezó Evo Morales están alojados en la embajada de México en La Paz, según reveló el canciller mexicano, Marcelo Ebrard, quien también ofreció ese beneficio al mismo mandatario renunciante. “México, de conformidad a su tradición de asilo y no intervención, ha recibido a 20 personalidades del ejecutivo y legislativo de Bolivia en la residencia oficial en La Paz; de así decidirlo ofreceríamos asilo también a Evo Morales”, escribió Ebrard en su cuenta de la red Twitter. México, de conformidad a su tradición de asilo y no intervención, ha recibido a 20 personalidades del ejecutivo y legislativo de Bolivia en la residencia oficial en La Paz, de así decidirlo ofrceríamos asilo también a Evo Morales.— Marcelo Ebrard C. (@m_ebrard) 10 de noviembre de 2019 Un rato antes, el diplomático había expresado que “en Bolivia hay una operación militar en curso”, que consideró “similar a aquellos trágicos hechos que ensangrentaron nuestra América Latina el siglo pasado”. “México mantendrá su posición de respeto a la democracia y las instituciones. Golpe no”, remarcó Ebrard. La embajada mexicana está en Julio Patiño, entre las calles 14 y 15 del barrio Calacoto, en la zona sur de La Paz. La oferta de México viene a sumarse a las versiones de que Morales intentaría dejar Bolivia por miedo a una eventual detención, aunque el renunciante mandatario dijo esta noche que no planeaba irse del territorio de su país. “Quiero que sepa el pueblo boliviano, no tengo por qué escapar; que prueben si estoy robando algo”, escribió Morales. Una de las versiones era que Morales había abordado un avión con destino presumiblemente a la Argentina o Perú, aunque el dirigente cocalero dijo después que permanecía en Cochabamba.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here