“Leguizamón y Monk fueron parte -aún sin tener referencias entre ellos- de la intención de romper con lo establecido y proponer nuevos paradigmas, algo que me invitó a encarar este trabajo con mi propia impronta y teniendo en claro que cuando interpretás, componés”, consignó Sarmoria durante una entrevista con Télam. El disco independiente que la intérprete presentará el 12 desde las 21, en el subsuelo del reducto sito en Moreno 364, surgió a partir de la idea y convocatoria de Adrián Iaies para dos diferentes conciertos en la Usina del Arte: “Versiones Sudamericanas de Monk” (Festival de Jazz BA 2014) y «Avenida Leguizamonk» (2018). Por ello, buena parte del registro remite a esas actuaciones pero tendrá su puesta en directo reuniendo a Nora en piano y voz acompañada por Patricio Bottcher en vientos y Vanesa García en percusión, quienes han grabado en el proyecto “Avenida Leguizamonk”, y Victoria Zotalis en voz, quien fue parte de “Versiones Sudamericanas de Monk”. La placa visita de Monk (1917-1982) “Well You Needn ́t”, ”Boo Boo ́s Birthday”, “Japonese Folk Song”, “Pannonica”, “Evidence”, “San Francisco Holliday”, “Blue Monk” y “Skippy”, mientras que las referencias al Cuchi (1917-2000) son “De solo estar”, “Amores de la vendimia”, “Zamba del mar” y “Chacarera del holgado”. “Trabajé -reveló la artista- tratando de no perder la esencia y sin romperle la magia que tienen los temas, pero la manera de darle el visto bueno fue encontrarle cierta dinámica propia o algo para decir”. Con una discografía propia que ostenta una decena de títulos y la dirección y los arreglos en la Orquesta Sudamericana (un ensamble de 22 músicos), la creadora consideró que estos trabajos en torno al genio salteño “son una continuación de lo que en los 90 empecé a hacer junto a Liliana Herrero para darle una vuelta de rosca a toda esa música y lograr tener una versión propia”. “En cuanto a Monk -especificó- me atreví a llevarlo a otro lugar, me tiré más a la pileta. Tomé las esencias, las melodías y las armonías y les busqué un camino sudamericanos”. Télam ¿De qué manera llegó la voz que fuera capaz de reunir a ambos? Nora Sarmoria: El nexo es la manera mía de interpretarlos. Siento que hay un despojo, un uso del silencio, un quiebre en lo armónico más en lo que hice con Monk que en lo realizado a partir del “Cuchi”. T: ¿Cómo siente que dialogan entre ellos Leguizamón y Thelonious? NS: Según me contó Delfín (uno de los hijos del mentor del Dúo Salteño) el “Cuchi” recién a los 70 años descubrió quién era Thelonious, lo cual es llamativo. Pero yo siento que entre ambos forman parte de un universo común que también incluye, por ejemplo, a Eduardo Lagos (1929-2009) y por eso mezclé “Skippy” con “La oncena” (de Lagos) que fueron concebidos más o menos en los mismos años y que yo siento que expresan una vanguardia. …

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here