Elecciones internas: Qué se vota y cómo se vota Las elecciones del domingo 30 de junio son obligatorias para los partidos políticos, pero de participación voluntaria para los ciudadanos habilitados a votar. Son comicios que definen exclusivamente en cada partido una candidatura presidencial única y los integrantes de los órganos deliberativos nacionales (ODN) y departamentales (ODD). Esto se vota mediante dos listas: una en la que se vota al candidato a la presidencia y a los integrantes del ODN, y otra (de menor tamaño) en la que se vota a los integrantes del ODD. El único documento necesario para votar es la credencial cívica (CC). Los ciudadanos habilitados a votar pueden buscar en el plan circuital con su serie y número de CC el lugar (circuito) adonde deben ir a sufragar. En cada circuito funciona una comisión receptora de votos compuesta por tres miembros (presidente, secretario y vocal, cada uno con una función específica), un custodio de la urna (personal de las Fuerzas Armadas o del Ministerio del Interior que sólo puede portar un arma blanca) y delegados partidarios. Cada mesa contará esta vez con una tablet para registrar de forma digital los datos de la votación. Están habilitados a votar en la modalidad observado simple (voto que se coloca en un sobre azul) los miembros de las comisiones, los custodias y los funcionarios de la Corte Electoral. También existe el voto observado por identidad: por ejemplo, cuando una persona no tiene CC, asegura que por su serie y número debe votar en un circuito, pero la comisión receptora no la encuentra en el legajo ni en el padrón. En ese caso, el elector votará observado por identidad y deberá, además, dejar en un formulario especial impresiones de sus huellas dactilares. Sembrado de urnas para la elección interna en local de la Corte Electoral de Montevideo Los circuitos abrirán a las 8.00 y se podrá votar hasta las 19.30. La comisión receptora de votos está habilitada a prorrogar la hora si todavía hay electores que no votaron esperando, pero la extensión no puede ser superior a una hora. Según la Corte Electoral, las personas no videntes y “físicamente imposibilitadas para caminar sin ayuda” podrán “hacerse acompañar al cuarto secreto por una persona de su confianza”. El organismo es muy claro en remarcar que “no podrá suspenderse el acto ni interrumpirse la recepción de votos por ningún concepto”. Al llegar al circuito en que le corresponde votar, el elector debe presentar la CC para que lo busquen en el cuaderno de hojas electorales (legajo) y en la nómina de habilitados (padrón). Pero si el elector no encontró la CC, pero recuerda su número o lo conserva anotado en algún documento (por ejemplo, en un currículum), basta con que concurra al circuito que le corresponde y cante su serie y número ante la comisión receptora de votos. Si aparece en el cuaderno de hojas electorales o en el padrón, podrá sufragar. Si la comisión receptora constata que la persona ya votó en ese circuito y pretende volver a hacerlo, la comisión “rechazará su voto y se ordenará su arresto preventivo”. Las comisiones receptoras también deben admitir el voto de toda persona que presente su CC, se constate que corresponde a ese circuito, aunque su hoja electoral no figure en el legajo ni su nombre en el padrón. En este caso el elector votará observado (por identidad) y se le retendrá su CC para enviarla a la Junta Electoral correspondiente para regularizar el registro. Para efectuar el voto, el elector recibirá un sobre de votación (amarillo), exhibirá el número de sobre a la mesa …

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here