De Mendiguren destacó el potencial de integración comercial y energético entre Argentina y BrasilEl secretario de Industria y Desarrollo Productivo, José Ignacio de Mendiguren, destacó este lunes el potencial del trabajo conjunto entre los Gobiernos de la Argentina y Brasil, ya que «tienen la misma visión sobre la importancia de la integración y la complementariedad comercial y en recursos, como la energía y el gas”.Al respecto, hizo énfasis en la oportunidad que se abre para trabajar en el financiamiento de obras para el desarrollo energético, y un fortalecimiento del intercambio comercial a través de la instauración de una moneda de intercambio, que evite usar dólares para el comercio entre ambos países.“Siempre fui un enorme defensor de la relación entre Argentina y Brasil. Tenemos en abundancia lo que el mundo reclama», señaló el secretario en una entrevista con radio El Destape, en referencia a recursos como el hierro, el litio, los hidrocarburos y cerca del 40% de las proteínas que consume el mundo, que se producen en ambos países.Sobre el proyecto de una moneda de intercambio que este lunes rubricaron los presidentes Alberto Fernández y Luiz Inacio Lula da Silva, dijo que «no significa una moneda única», sino «que el comercio entre ambos países se pueda con moneda propia».»Eso a la Argentina le puede significar un alivio muy grande en su reserva de dólares», afirmó.Al respecto, explicó cómo sería el mecanismo: «En la actualidad, para pagar una importación de Brasil tenemos que acudir a los dólares de las reservas. En cambio, si hay un intercambio de moneda, no gastas dólares para pagar las importaciones, sino que lo hacés con pesos. Al mismo tiempo, ellos pueden pagarnos sus importaciones con reales y no con dólares”.La aplicación de una moneda de intercambio, agregó, permitiría «hacer una compensación entre las dos monedas (real brasileño y peso argentino) para ahorrar reservas en dólares, que se precisan para pagar insumos de otras partes del mundo».Del mismo modo, destacó la oportunidad de colaboración en materia de energía: Brasil precisa del gas que Argentina tiene en Vaca Muerta, que puede comprar a un precio mucho más bajo que el que hoy compra a Bolivia o a otros proveedores; y Argentina precisa de la asistencia financiera de Brasil, para costear las obras para transportar el gas.»Brasil necesita el gas y nosotros necesitamos que nos ayuden con la inversión necesaria para poder llevarlo», dijo.El intercambio comercial con Brasil alcanzó los US$ 28.462 millones en 2022 -importaciones por US$ 15.358 millones (+29, 3% i.a.) y exportaciones por US$ 13.104 millones (+9, 7% i.a.)-, aunque la balanza fue deficitaria para la Argentina en US$ 2.250 millones, según estimaciones de la consultora Abeceb.De esta forma, se rompió con una racha de dos años de superavits comerciales para la Argentina, aunque fue un déficit menor al de los años anteriores (2004-2018) cuando promedió los US$ 3.500 millones al año.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here